LO QUE NO PUEDES OLVIDAR SI TIENES QUE HACER LA DECLARACIÓN DE LA RENTA

Si quieres que este año la declaración de la renta te salga a devolver o a pagar menos, te conviene revisar minuciosamente las casillas relacionadas con el cambio de la situación personal, las rentas exentas o las deducciones estatales o autonómicas entre otras.

LAS CLAVES PARA AHORRAR CON LA DECLARACIÓN DE LA RENTA

parejaAunque solo están obligados a realizar la declaración los contribuyentes que ingresen rentas del trabajo de más de 22.000 euros de un pagador o más de 12.643 euros de varios pagadores, a veces, sale a cuenta realizarla, aunque no sea necesario para disfrutar de diferentes beneficios fiscales.

Cuando el resultado de la Renta 2018 sea negativo o a devolver, se debe a que la cuota resultante de la autoliquidación es inferior al importe de los pagos a cuenta, bien por retenciones o ingresos a cuenta que le han practicado los pagadores de sus rentas o bien por pagos fraccionados efectuados por él mismo, en el caso de realizar alguna actividad económica como autónomo.

Además, existen unas reducciones de la base imponible, como por ejemplo, las derivadas de aportaciones a sistemas de previsión social.

También te podría interesar: LA RENTA Y LOS MILENIALLS, LA PESADILLA DE LA PRIMERA DECLARACIÓN

declaración de la rentaTambién puede deducirse todos los gastos necesarios para la obtención de rendimientos de capital inmobiliario, como el Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI), gastos de comunidad, gastos de conservación y reparación, primas de seguros del inmueble, intereses de préstamos hipotecarios, etc.

Además, si el inmueble es una vivienda, los rendimientos netos se reducen en un 60%.

Para la deducción de alquiler de vivienda se mantiene un régimen transitorio para los contribuyentes que hubieran firmado un contrato de arrendamiento con anterioridad a 1 de enero de 2015.

Por el contrario, para aquellos que compraron su casa o realizaron algún pago para su construcción antes del 1 de enero de 2013, se podrán deducir hasta un 15% de las cantidades invertidas con un límite de 9.040 euros.

Asimismo, el mínimo personal y familiar para adecuar el impuesto a las circunstancias personales y familiares disminuyen la cuota íntegra de la autoliquidación.

Y los que hayan percibido prestaciones de maternidad o paternidad durante el ejercicio 2018, no tienen que declarar los importes exentos, pero pueden deducirse las retenciones soportadas.

Las anualidades por alimentos en favor de los hijos también reducen la base imponible, si están acordadas por sentencia judicial.

También te puede interesar: LA REFORMA FISCAL DEBERÁ SER RETROACTIVA

de la Redacción


CONTACT