Testimonios

LA HISTORIA DE UNA TRAMPA, LAS HIPOTECAS MULTIDIVISAS

Manuel tiene ahora 50 años y, también calló en la trampa de las hipotecas multidivisas.

ManuelEn el año 2007, justo al inicio de la crisis financiera de nuestro país y del estallido de la burbuja inmobiliaria (cuando los bancos ya preveían quasi segura la caída del Euribor y de la cotización del euro), su banco de siempre le ofreció una hipoteca multidivisa, para poder comprar su piso.

Su caso es similar al de la mayor parte de las 60.000 hipotecas multidivisa que aproximadamente fueron suscritas en nuestro país.

Mi banco de confianza me vendió este tipo de hipoteca, que decían que era la mejor del mercado, al tener una cuota más baja, gracias a los menores tipos de interés de otras divisas y, caí en su trampa", nos cuenta Manuel.

Cometí el “error” de mi vida: buscar una financiación accesible para comprar mi vivienda gracias a un producto “ventajoso”, así como creer en mi banco de toda la vida, velaría por mis intereses.

Por desgracia, este no es un caso aislado, aunque él se sienta culpable, la realidad es que su banco no fue claro con él y se le ocultó mucha información, como las probabilidades reales del producto y, las consecuencias que podía tener. Así, como una promesa de asesoramiento continuo que nunca que nunca llegó por parte de su banco de confianza.

Manuel se vio atado de pies y mano, con una hipoteca que mes a mes crecía en vez de disminuir. 

de la Redacción

UNA FAMILIA SE SALVA DEL DESAHUCIO PORQUE SU HIPOTECA FUE VENDIDA A UN FONDO.

El Juzgado de Primera Instancia nº 1 de Bilbao ha desestimado la demanda de ejecución de hipoteca presentada por el banco.

Una familia de Bilbao se ha librado del lanzamiento de su vivienda

familia no desahuciada

La jueza ha considerado que el banco no esta legitimado, ya que hace cuatro años vendió la  deuda a un fondo de inversión. El banco no ha recurrido, po

r lo que la sentencia ha devenido firme. Si este criterio se generaliza, se pueden llegar a suspender gran parte delos procedimientos por impago del crédito hipotecario, puesto que en nuestro país el 70% de las hipotecas están titularizadas.

Esta familia contrató una hipoteca de 140.000 euros con Caixa Catalunya, que en la crisis pasó al BBVA. Este banco fue el que presentó la demanda por impago en 2017, exigiendo que se abonen los 87.230 euros pendientes. Los abogados de la demandada alegaron la falta de legitimidad por parte de la entidad, ya que hace cuatro años había titulizado y luego vendido la hipoteca al fondo buitre.

Esta sentencia se aleja del criterio seguido en la mayoría de casos por las Audiencias Provinciales, por la que se admitía la legitimación del banco prestamista, en contra de lo dispuesto por el banco de España.

de la Redacción

«YO TAMBIÉN HE SIDO VÍCTIMA DE LOS BANCOS»

María Pérez ha sido una de las afectadas por el pago de comisiones indebidas en relación a su cuenta vinculada a un préstamo hipotecario. A través de una asociación de consumidores y usuarios, presentó un expediente de reclamación.

María Pérez

Esta cordobesa, ama de casa, nos cuenta que ha estado casi dos décadas pagando estas cantidades sin tener ninguna clase de información sobre las comisiones que abonaba. La entidad ha realizado pagos periódicos de 60 euros anuales en cuotas de mantenimiento y administración por una cartilla que sólo se encontraba abierta porque así lo exigía el banco para el pago del préstamo. La hipoteca, sujeta a 25 años, le ha obligado a abonar casi 2.000 euros en comisiones desde 1997. 

"Me han cobrado comisiones durante veinte años en mi cuenta de la hipoteca del BBVA. Y era ilegal", manifiesta María, absolutamente indignada

Tras la apertura del expediente, la entidad bancaria contestó negativamente, por lo que en ese momento María decidió tramitar la reclamación ante el Departamento de Conducta y Mercado del Banco de España para tratar de solucionar el asunto.

El Departamento de Conducta y Mercado del Banco de España resolvió diciendo que "Cuando las cuentas son utilizadas exclusivamente para el pago del préstamo, la prestación del servicio se lleva a cabo por exclusiva imposición de la entidad, sin que corresponda a los prestatarios soportar el cargo de importe alguno por tal función".

Dicha resolución fue automáticamente enviada a su sucursal, que dos semanas después le abonó las cuantías cobradas durante los ultimos cinco años. María hasta el momento, solo ha conseguido recuperar 296 euros, de los 2.000 euros pagados indebidamente al banco durante estos años.

de la Redacción

CONTACT