OTRO DESAHUCIO PARALIZADO EN ARGUMOSA

Parece que las vecinas de la calle Argumosa 11, en Lavapiés, Juani y Mayra, familiares de Pepi, de momento seguirán en su casa.

PARALIZADO EL DECIMOTERCER DESAHUCIO EN ARGUMOSA

activistasLa plataforma “cascos azules” publicaba ayer en las redes sociales su nueva victoria, tras haber logrado paralizar el desahucio de Juana y Mayra.

Al lanzamiento acudieron al menos un centenar de personas a dar apoyo a las vecinas. Sin embargo, ningún tipo de policía acudió, tan solo la comisión judicial.

Se trata del decimotercer intento de desahucio en Argumosa, por lo que es un hecho que el centro de Madrid se ha convertido en el símbolo de la especulación. A pesar de ello, las vecinas de la calle Argumosa son positivas y tienen fe. 

Comenta uno de los vecinos que lo único que se puede hacer es esperar a que en el Congreso hagan un buen trabajo y renueven la Ley de Arrendamientos Urbanos y, que esta vez, no acuerden sólo un par de medidas improvisadas.

Añade que también debería penalizarse a los multipropietarios que tengan viviendas vacías y, regular el precio del alquiler de las mismas.

También te puede interesar: DE LA RIQUEZA A LA POBREZA, EL DESAHUCIO DE UNA ANCIANA DE 99 AÑOS

stop desahuciosPor otro lado, la situación de los propietarios no es mucho mejor según las manifestaciones de su representación legal que ha aclarado que dicho edificio no pertenece a un fondo buitre, sino a cuatro propietarios. La abogada de los propietarios ha declarado que es completamente falso que las rentas de los inmuebles se hayan triplicado y ha denunciado la situación de acoso y continuo derribo en la que se encuentran sus clientes.

La propiedad pertenece a cuatro propietarios con situaciones bastante especiales: una de ellas tiene 90 años, otra se encuentra incapacitada y, otro es tutor de su esposa incapacitada. Tal y como explica su abogada, han intentado de manera judicial y extrajudicial el pago de la renta de alquiler y, aun habiendo ganado el procedimiento judicial, se encuentran sin poder disponer de los inmuebles y, debiendo pagar los gastos generados por las mismas.

Se trata de una situación precaria para ambas partes, ya que no pueden pretender que sean los privados los encargados de colmar las lagunas de nuestro estado.

También te podría interesar: RIESGO A QUE SE DISPAREN LOS DESAHUCIOS

de la Redacción


CONTACT